jueves, 19 de noviembre de 2009

Miércoles

11 comentarios:

Mariana Fossatti dijo...

Hermoso!

uve dijo...

érase una vez, un caracol y una chica despeinada...
no sabían muy bien por y para qué se habían encontrado, ni porqué el destino les había unido, pero así era y ya se sabe que lo que el destino une, no debe separarlo el hombre.
ella le llamó Miércoles y le puso una hoja de lechuga y una de espinaca en una caja de cartón. Pero Miércoles se empeñaba en salir a conocer el mundo.
Cada tarde la chica llegaba a casa, y seguía su rastro hasta encontrarlo: estaba en una hoja de menta, haciendo equilibrio sobre los hilos de tender, encima del libro de poesía.

Así pasaron años y años, y Miércoles creció y creció hasta hacerse mucho más grande que la chica despeinada.
Y un día, ambos supieron para qué les había unido el destino. La chica hizo las maletas, se subió encima de Miércoles, y ambos salieron juntos a ver mundo.

uve dijo...

(y por cierto...ese día era miércoles.)

danielsan dijo...

Gracias Mariana.

Uve, si Miércoles es bi-plaza yo también quiero ir de parranda por el mundo.

milimbo dijo...

Tremenda imagen amigo!

Robinson esta vez es mujer y llega a la isla dónde se encuentra a Miércoles...

La Isla de los caracoles

VERONICA LEONETTI dijo...

Tarde o temprano terminamos sabiendo por qué nos encontramos y por qué nos desencontramos...

txemacantropus dijo...

Pero que caracolada teneis montada aquí en estos andurriales!!!!!

VERONICA LEONETTI dijo...

La cosa se anima!

danielsan dijo...

pasen y acomódense, feliz viaje!

elRubencio dijo...

Cara de Col estaba triste porque no ligaba una lechuga, llegó la señorita Coliflor y le encantó que Cara de Col estuviera tan verde, así que llamaron a Cara D Cola para que resolviera el litigio amoroso espantoso con el cual, Cara de Pene-Lópe de Vega triunfó impúdicamente en el mundo Noveloso, a lo cual yo siempre me quedo con la rubia; pero basta ya de poseer, me impuse y me poseyó ella uy olé!

Ya qye siempre termiro con admiración...Ole pa' ti!!!!!!!!

txemacantropus dijo...

sobre el ruido habló Monk,..mañana te lo digo en mi blog.